La diferencia entre hombres y mujeres va mucho más allá  de la diferencia de órganos sexuales, se trata de todo un conjunto de procesos biológicos diversos, afectando incluso el sistema cardiovascular de distinta manera. La diferencia hormonal entre hombres y mujeres tiene impacto en la expresión y función genética en los cromosomas sexuales, creando variaciones con respecto a la prevalencia y presentación de condiciones cardiovasculares incluyendo algunas como la regulación autonómica hipertensión diabetes, remodelación vascular y cardiaca. 

En promedio, el riesgo cardiovascular de una mujer equivale al de un hombre 20 años mayor. Uno de los factores más importantes son las hormonas. Se piensa que los estrógenos que produce el ovario tienen un factor protector. De hecho, es a partir de la menopausia cuando realmente se multiplica el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares en la mujer al igual que existen estudios que comprueban que una mujer que padece diabetes triplica su factor de riesgo a contraer enfermedades cardiovasculares en comparación con las no diabéticas.

Un dato curioso es que los síntomas de ataque cardíaco en las mujeres pueden ser diferentes de los que presentan los hombres. Muchas mujeres que sufren un ataque cardíaco no lo saben. Las mujeres suelen sentir ardor en la región superior del abdomen y pueden tener mareo, malestar estomacal y sudoración, al no sentir el típico dolor en la mitad izquierda del pecho, muchas mujeres podrían pasar por alto los síntomas que indican que están sufriendo un ataque al corazón.

Los ataque cardíacos son, en general, más graves en las mujeres que en los hombres. En el primer año después de un ataque cardíaco, las mujeres tienen una probabilidad un 50 por ciento mayor de morir que los hombres. En los primeros seis años después de un ataque cardíaco, las mujeres tienen una probabilidad casi dos veces mayor de sufrir un segundo ataque.

Sin embargo, históricamente, los hombres han presentado en mayor proporción otros factores de riesgo cardiovascular, como el tabaquismo, la hipertensión, la obesidad, la diabetes y el sedentarismo. Al no presentar los signos estereotipados en la mujer, se creía que estos eran los más propensos y expuestos a la muerte por afecciones cardíacas,  ya que tienen el mayor riesgo a sufrir un ataque al corazón, sin embargo las enfermedades cardiovasculares afectan a un mayor número de mujeres que de hombres y por lo general son más graves las consecuencias que en los hombres según los estudios.

Para cuidar tu salud de forma integral, en Biottek Laboratorios contamos con estudios específicos de cada género para ayudar a cuidar su salud, ya sea con nuestro Check Up Femenino o Masculino https://pruebadeadnmexico.com.mx/promociones/ al igual que paquetes integrales de  glucosa, colesterol y triglicéridos, que te ayudarán a mantener tu sistema cardiovascular en excelente estado.